El deterioro de la función mitocondrial, es decir, la disfunción en la producción de energía, es uno de los factores de muchas enfermedades neurodegenerativas, incluyendo la esclerosis lateral amiotrófica. Estudios en animales revelaron mejoras funcionales cuando se les administró una dieta cetogénica, reportando un menor deterioro de la función motora.

Otra desventaja de la dieta cetogénica es que, con la disminución drástica de la ingestión de los carbohidratos, pueden surgir síntomas. Entre ellos están: cansancio, debilidad, falta de disposición, problemas de concentración, dolor de cabeza, mareos, entre otros. Esto ocurre porque el azúcar es el combustible para el cerebro. Cuando hay reducción de este combustible, se da una interferencia en el buen funcionamiento de este órgano.


Muchas Felicidades Viviana. Si la puede repetir, hay personas que la hacen por años, mejorando sus marcadores sanguíneos y su estado de salud (que es en la mayoría de los casos, pero no en todos). Todo cuerpo es diferente, hay dietas que funcionan algunas personas y otras no, hágase un examen de laboratorio general al mes para mirar como reaccione su cuerpo. Saludos
×